#EstanciasInfantilesSÍ #DesigualdadNO 

Uno de los ejes principales para alcanzar los objetivos de desarrollo del milenio con equidad están los programas de cuidado infantil, porque ayudan a la movilidad social y a la superación de pobreza.

Desde 2017, las Estancias Infantiles no son prioridad para el Gobierno. Cada año se les recorta el presupuesto y atienden a más niños. Con la nueva modalidad del programa, el apoyo bimestral de 1 mil 600 pesos será insuficiente para acceder al mismo servicio en el sector privado. Según la Profeco, las guarderías privadas van de 500 a más de 7 mil pesos al mes1.

¿Cuál es el presupuesto público para cuidados infantiles?

En términos reales[1], se observa una disminución en el gasto público total presupuestado para los programas de guarderías y estancias infantiles del IMSS, ISSSTE, Bienestar (antes Sedesol) y de la Secretaría de Salud a partir del año 2017.

Para 2019, Estancias Infantiles tuvo un recorte de 46% real respecto a lo pago el año anterior. Pasará de un gasto pagado de 3.7 mil millones de pesos en 2018 a un presupuesto aprobado de 2 mil millones de pesos.

Para 2019, para Estancias Infantiles tuvo un recorte de 45.74% respecto a 2018.

A pesar que el programa de Estancias infantiles cuenta con evaluaciones positivas tuvo un recorte a su presupuesto y se modificó el programa.

De acuerdo con la UNICEF, el Programa de Estancias Infantiles para Apoyar a Madres trabajadoras es especialmente rentable para aumentar la escolaridad de las personas e incluso su productividad laboral en el futuro, con lo que reitera la conveniencia de que el desarrollo de los infantes se convierta en un objetivo explícito del programa y, por lo mismo, sujeto a medición.[2]

Desde su creación, los servicios de cuidado infantil a través del Programa de las Estancias Infantiles han contribuido a la inserción de las madres en el plano laboral, pero el impacto del programa en el desarrollo de los niñas y niños que asisten a las estancias sólo se observa en algunos subgrupos de niños. Esto representa un área de oportunidad del programa para potenciar su efectividad.

De acuerdo con evaluaciones externas este programa se considera prioritario por los beneficios que provee a sus beneficiarios y el avance en el cumplimiento de sus metas. El think tank Gesoc (Gestión Social) asignó una calificación de 96 de 100 puntos al diseño del programa de Estancias Infantiles en su herramienta de evaluación “Índice de Desempleo de los Programas Públicos Federales 2018”.

De igual manera, el CONEVAL documentó, con información de las evaluaciones externas que coordina, que 90% de las madres, padres o tutores de los menores que asisten a las Estancias obtienen 33 horas a la semana para trabajar o estudiar y gracias a ello una mayoría ha permanecido en su empleo o programa de estudios.

La Organización Internacional del Trabajo (OIT)[3], afirma que los cuidados infantiles para la sociedad son importantes porque:

  • Promueven la igualdad de género
  • Promueven los derechos y el desarrollo de los niños
  • Contribuyen a la economía nacional
  • Ayudan a romper el círculo vicioso de la pobreza intergeneracional

Además, el gasto público mensual del gobierno realizado por niño en “Estancias Infantiles” disminuye desde 2017, mientras el realizado por niño en el sistema de cuidad del IMSS aumenta. Esto ocasiona que la brecha sea más nociva para la movilidad social.

A la par de la disminución del presupuesto del Programa de Estancias Infantiles se observa un aumento en el padrón de niños atendidos por este programa, ocasionado que el subsidio anual otorgado por el gobierno federal a las estancias por niño sea cada vez menor en términos reales.

El gobierno federal pasó de implementar un subsidio por niño para el Programa de Estancias Infantiles de 12 mil 516 pesos en 2017 a uno de 9 mil 600 pesos por niño en 2019.

En 2018, Estancias Infantiles recibía un subsidio por niño de 950 pesos. En cambio, el subsidio en guarderías del IMSS era de 4 mil 972 pesos por niño atendido.

Para 2019, el gobierno planea transferir un subsidio de 800 pesos mensuales por niño atendido en el programa de Estancias Infantiles. Mientras que el subsidio en guarderías del IMSS, será de 5 mil 397 pesos por niño.

La disminución en el presupuesto del programa de estancias infantiles a partir de 2017 y el aumento en el número de niños atendidos por este programa se refleja en una disminución en el subsidio anual por niño otorgado por el gobierno. Esto pudo ser causa que las estancias infantiles cobren una cuota de correspondencia que aumentó año con año.

De acuerdo con la información presentada por la Secretaría de Bienestar[4], en promedio las estancias infantiles cobran una cuota de correspondencia de 800 pesos mensuales. Sin embargo, con información de la ENESS 2017, se observa que el 86% de niños que asisten a las Estancias Infantiles pagan una cuota mensual de hasta 2,484 pesos de 2019[5].

El subsidio otorgado por el gobierno federal por niño para el programa de #EstanciasInfantiles representa tan solo el 19% del subsidio otorgado al programa de guarderías del IMSS

Con la nueva modalidad, no se tendrá un mecanismo que permita evaluar que el apoyo será utilizado con el fin deseado. Este recorte y disminución en el monto otorgado por niño pudiera generar que estancias infantiles cierre y madres de familia no puedan acceder al servicio con el apoyo que el gobierno propone darles de 800 pesos mensuales.

Actualmente, se invierte 7 veces menos en un niño que asiste a Estancias Infantiles que en uno que está afiliado al IMSS. Quienes tienen menos ventajas sociales reciben menos desde la primera infancia, lo que perpetúa la desigualdad y afecta la movilidad social.

Si queremos atender la desigualdad y promover la movilidad social se tiene que hacer con acciones bien evaluadas y pensadas. Repensemos lo sucedido en las Estancias Infantiles para generar los mejores resultados en materia de política pública.

Descarga la Infografía completa aquí

[1] Precios deflactados con precios de 2019.

[2] https://www.unicef.org/mexico/spanish/UN_ODM_web.pdf

[3]https://www.ilo.org/wcmsp5/groups/public/@ed_protect/@protrav/@travail/documents/publication/wcms_151190.pdf

[4] En la conferencia de prensa del 18 de febrero de 2019

[5] Un salario mínimo mensual.